Otro igual

martes, 23 de marzo de 2010

adónde vamos a llegar
y las alemanas paseándose en bikini
mi abuelo regalaba bombones
a las cajeras de todos los supermercados

no podían huir lo mismo
que en una trinchera mi abuelo disparaba
bombones
y a veces también coplillas
que no había aprendido a olvidar
en un susurro de dientes postizos
mirándonos a todos en blanco y negro

durmiéndose a ratos

siempre que alguien te dice la verdad
te engaña siempre me decía

contaba

de la guerra también de los reyes magos
porque alguien le dijo que las muchachas
traían los regalos en los pechos

suspiraba antes de morir después
ya no
porque se fue a buscarle las piernas a la muerte
con un bastón doblado y no quiso llevarse
el semáforo y el bar

donde todas las tardes tomaba un café
y mojaba su baba y su deseo
de ser como todos otra vez joven y

reía con una risa de hombre que ensaya
esperando un beso

las bromas
que las muchachas dejaban
como por descuido a su lado

me daba veinte duros nunca
mires a los ojos de la mujer que amas
o estarás perdido me decía
se acordaba de los nombres de los perros que tuvo

tal vez también de mi abuela
y no lo vi llorar aunque se inflaba por dentro
como llenándose de una gota grande

si le regañaban sus hijas si
la comida tenía un ligero sabor a nada si
notaba la ausencia de algunas palabras

le gustaban las morenas dicen
que me parezco a él

aunque no desprecio a las rubias no tengo
perro
no tomo
café
no me detengo
en los semáforos.

8 comentarios:

Ana dijo...

Muy bonito. Si es cierto que te pareces a él, tienes suerte.

Elevalunas Ecléctico dijo...

Me encantaría ser abuelo. Si no fuera porque primero hay que ser padre...
(Me ha salido de verificación la palbra "kampo". Una de las más bonitas que me ha salido nunca)

Ciclista dijo...

Ana, ¿morena?.

Ana dijo...

Ahora soy verde ¿No?

A medias Ciclista, pero eso es casi lo único y desde luego lo más fácil de cambiar.

Ciclista dijo...

Verde o azul, da igual.

Morena o rubia, rubia o morena, a Agone no parece importarle mucho.

Lucía dijo...

¿Perderte si miras a los ojos de la mujer que amas? Igual es al contrario y encuentras en ellos tu camino. Sí, unos ojos verdes, azules, negros... (seguro que también te da igual el color).

Piratilla, ¿Estás tratando de decir que no quieres ser padre? ¿Y que se pierdan tus genes? ¡Eso no se puede consentir!

Saluqui dijo...

Totalmente de acuerdo con Lucía.

Ciclista dijo...

Salud, Saluki, Saluqui?
Ana, Otra Ana?

Espero que no salga otro ciclista dando pedales por esta página.

 
agoneluz - by Templates para novo blogger