Orden de derribo

jueves, 29 de octubre de 2009

a la mañana siguiente aparecen los despojos
la cara demasiado pintada
el humo de los bares todavía
sonando en el pecho con un ritmo desafinado
caminas delante de mí como tantas veces
me dices un hombre que vomita es un gallo que canta

tienes la nota de un piano sobre el párpado derecho
y unos ojos que dibujó un niño
abandonado

me dices el calor en el baño de las chicas
nos acariciaba los muslos con las manos

los primeros autobuses le ponen un acento
acostumbrado al día
no sé por qué no te encontré una vez más
al caer la tarde
o tal vez mañana
cuando levanten el vuelo las palabras laborables
y los charcos se tiren de nuevo
a los pies de las autopistas como alegres suicidas
y no me haga tanto daño la luz ni la bebida
la costumbre que tengo de esconderme
como lo hacen algunas sombras
cuando barren las viejas los portales

camino como siempre detrás de ti
me rozas un poco con tu abrigo y alguien
-tal vez yo durante un instante y en otro invierno-
rompe el tacón de tus piernas
con un gesto afortunado
te lame las miradas que te quedan por encima del sueño
y se bate en retirada

me dices un hombre que no ama es una orden de derribo
y me dejas tan despacio –muñeca que se olvida
cada día solo un poco- que casi no se nota

(algunos vendedores de periódicos
sin sombrero y con un reflejo rojo

encendido en los semáforos
fechan el día

hace frío
por ahora

el olor a pan de las tiendas que abren
es mi único aliado).

7 comentarios:

Ana dijo...

¿Ya hemos vuelto a pasar del verano al invierno? ¿y el otoño?
Parece que solo ha quedado un enorme vacío y las hojas que aún no han caído.

Mer dijo...

Pero que tristeza! con el sol tan bonito que hace...

Ana dijo...

Buenas noches a todos, en esta noche de luna llena.

agoneluz dijo...

Buenas noches, dijo el lobo.

Ana dijo...

Había una luna preciosa, pero yo no he sido la de las buenas noches.
Ya somos tres Anas y no me importa pero no me gustaría ser demasiado pesada.
Y ya de paso buenos días a todos, incluido el lobo, aprovecho para decirte que me ha gustado lo de olvidar cada día solo un poco.
Las hojas también hoy se han decidido a empezar a caer, poco a poco.

Andrómaca dijo...

"...un hombre que no ama es una orden de derribo..." cierto; se referirá el poema a algo así como dice aquel poeta del sur, que canta a estas cosas del amor? "...Siempre supe, si me amaba alguien, sería apasionadamente. Soy tan hirsuto, tan arbitrario, tan insoportable que, quien me ame, lo ha de hacer con pasión; si no, me dejará..."; "...y me dejas tan despacio..." evidentemente, ella dejará a ese hombre...

Anónimo dijo...

¿Quién sabe?

 
agoneluz - by Templates para novo blogger